lunes, 29 de diciembre de 2008


frases

* Ni qué decir tienen muchos que mucho dicen.

* las palabras se llaman y reclaman unas a otras, e incluso se reconocen entre ellas.

* El hombre sabio es esencialmente sencillo, bondadoso y paciente.

* No vayas a decirme lo que tenga que decir cuando te vayas.

* Lo que más vale de la vida es la vida.

* Algunos aforistas escriben aforismos con la mirada.

* La fantasía es algo que no es y también algo que es.

lunes, 22 de diciembre de 2008


Dreyer

LA FOTOGRAFÍA DEBE DEJAR DE SER CONSTATACIÓN PARA HACERSE INSTRUMENTO DE INSPIRACIÓN ARTÍSTICA, Y LA OBSERVACIÓN DIRECTA DEBE LIMITARSE AL DOMINIO DE LOS NOTICIEROS.

Víctor Erice

Con los adelantos de que hoy dispone el cine, la imagen "bonita" está al alcance de muchas personas. Pero la belleza verdadera nunca ha estado relacionada con el gusto o lo bonito, sino con la justeza de la imagen. Con la mirada esencial.

jueves, 18 de diciembre de 2008

¿memoria histórica?

A Ramiro Ledesma Ramos lo fusilaron, junto con Ramiro de Maeztu, los republicanos en Aravaca, el 29 de octubre de 1936.
A José Antonio Primo de Rivera lo encarcelaron en Madrid, meses antes del movimiento o alzamiento militar.
José Calvo Sotelo fue asesinado por orden directa del gobierno republicano, en un execrable crimen de estado.

martes, 16 de diciembre de 2008

los tres deseos

Quiero que un día no muy lejano "gobiernen" los que siempre se abstuvieron.

Quiero, en una botella verde, lluvia de cada día que vieron llorar mis ojos.

Deseo escribir la relación de todos los libros que me acompañan desde hace ya muchos años. El amado vagabundo, El vagabundo de las estrellas, Historia de un caballo y Bartleby serán los cuatro primeros.

lunes, 15 de diciembre de 2008

TE BUSCAN TANTO MIS OJOS, QUE HASTA LAS PIEDRAS LO GRITAN.

Andan mis libros sueltos por la casa. Salen, entran y traen a veces, prólogos nuevos, epílogos distintos, hojas en blanco o mojadas, y hasta epitafios del tipo. "hic jacett". Entre tanto desconcierto, tanto ir y venir de hojas escritas, pintadas, sordomudas; yo, asombrado, los miro con ternura, preguntándome a dónde van mis libros y por qué, que vuelven siempre más misteriosos, evocadores y enigmáticos.
Andan mis libros sueltos, solazados o encogidos de frío, revelándome algo que sospecho solamente ellos conocen. Y yo, con desparpajo y atención, los observo, absortos, en ese ir y venir a ningún sitio, siempre los mismos y siempre diferentes.
Andan mis libros sin entrar en palo, valduendos* y aventureros cual personajes de Jack London; y traen a veces, entre sus harapos escritos, restos de mis naufragios, nidos secretos de pájaros azules y nevados.
Andan mis libros sublevándose callados contra el ejército invencible del olvido ciego.
(*) Esta palabra puede escribirse con "b" o con "v". Yo utilizo la uve, porque así me la enseñó mi madre.

sábado, 13 de diciembre de 2008

viernes, 12 de diciembre de 2008

RAMÓN

La mentira no es aconsejable excepto en aquellos casos en los que mejore claramente la verdad.

el amado vagabundo

SI POR FIN, ME EXTRAVIO DE VERDAD, NO QUIERO QUE NADIE ME INDIQUE EL CAMINO DE REGERESO NI ME MARQUE LAS FRONTERAS.

origami

Por donde vayas dejes
una estela de ilusión tan grande
que hasta el timonel
de los barquitos infantiles
sepa tu nombre.
Que allí donde hayas ido
quede el recuerdo diáfano
de un ser sin intereses
y sin miedo.
A donde hayas de ir aún,
llévate la esperanza
como equipaje único
y mitiga el dolor ajeno
como si fuera el tuyo.

- Lanzarote, 27/11/2008 -


la tierra de los antepasados

Ataúlfo, hijo del gran Alarico, el amado esposo de la romana Gala Placidia, fue asesinado por un esclavo llamado Dubius, que le asestó varias puñaladas.
A éste (Ataúlfo) le sucedió, en contra de lo que el propio rey ordénase, el sanguinaro Sigerico, el cual mandó ejecutar a los seis hijos de Ataúlfo.
El vengativo y cruel Sigerico murió de su propia medicina, asesinado por los seguidores de Walia, hermano del rey Ataúlfo.
El asesinato, pues, la traición, el exilio y el vengativo orgullo, fueron siempre consustanciales con la historia de España, para bien o para mal. Pero los españoles siguen siendo olvidadizos, más bien no para mal, sino para peor.

conversaciones

A estas horas de la noche, los días me parecen un desconsuelo absurdo, afirmó de pronto Ildo Tenorio, cuando Don Hermético Monteiro llegaba ya a su catorceavo vaso de vino, en la taberna más recóndita y oscura de la isla de Sao Miguel.

viernes, 5 de diciembre de 2008


au revoir, mes enfants


utopía

Hay un país que, según Javier García Sánchez, se llama la República de los Sueños. A ese país donde, tal cual yo lo imagino, no puede haber bancos ni gobiernos ni magistrados ni periodistas ni cárceles ni ejércitos, quiero ir para quedarme y habitar en él.
OLHEI TANTO QUE VI. - Carlos Moreira -


Cuando nos llama un amigo, tras veinte años de ausencia y de silencio, es como si un muerto hubiera resucitado y salido de la tumba. Y eso, más que alegrarnos, nos da miedo.

maneras de morir

Malcolm Lowry se suicidó por ingestión de barbitúricos a los 48 años de edad. Para entonces, ya había escrito durante quince años distintas versiones de la novela Bajo el volcán.


La justicia (su administración) puede derrotar a una parte; pero jamás humillarla, desconsiderarla maltratarla o sojuzgarla, puesto que así la Justicia ya no sería sino venganza, revancha.

a n e c d o t a r i o

La afición de Buñuel por las pistolas era enfermiza.

miércoles, 3 de diciembre de 2008


frases

* Yo no he sido Jueves casi nunca; pero he sido Viernes muchas veces.

* Un diario es casi siempre la historia de alguien muerto en vida.

* Quise saber; pero he sabido lo que no quería saber.

* El Quijote es el único libro de artista verdadero que conozco.

* Yo soy lo que soy y lo que no soy.

* No analices las emociones, siéntelas.

* Ahora sólo veo iglesias en el mar, sombras en el viento y niños con pijamas a rayas.

paradoja

Cuando podía creer, no creaba y, cuando pude crear, no creía.


petición

Permitidme, oh dioses, inmolarme por aquello que más haya amado hombre alguno sobre la tierra.
SER ARTISTA ES, EN PRIMER LUGAR, SER LIBRE. - César Manrique -